BUSCAR

viernes, 11 de septiembre de 2015

LA CONSPIRACIÓN FARMACÉUTICO-ALIMENTICIA 1: LA MENTIRA DEL CÁNCER





   El cáncer es uno de los flagelos de este siglo y del pasado siglo XX, y resulta muy controversial que a pesar de los siempre tan mentados "avances tecnológicos y científicos", en lugar de avanzar en la solución de este problema, EL ÚNICO QUE AVANZA SEA EL CÁNCER. Según un informe de la OMS de 2003, se espera que para el año 2020 las cifras aumenten un 50%... ¿TAN INÚTIL ES LA CIENCIA? ¿O SERÁ QUE NO LES CONVIENE DESCUBRIR UNA CURA... Y NI HABLAR DE DECIRLE A LA GENTE QUE EL CÁNCER NO ES UNA ENFERMEDAD SINO LA CONSECUENCIA DE UNA PÉSIMA ALIMENTACIÓN?



   En 1931 Otto Heinrich Warburg descubrió la causa de todas las enfermedades, recibiendo por ello el Premio Nobel de Medicina.

  En 1931, Otto Heinrich Warburg (1883-1970) doctorado en medicina y química, recibió el Premio Nobel de Medicina por haber hallado la causa primaria y la prevención del cáncer en base a su investigación sobre la respiración celular, al descubrir el proceso de fermentación celular al entrar en procesos anaeróbicos (de falta de oxígeno). Lo extraño de este logro trascendental para la Humanidad es que este descubrimiento quedaría silenciado. No sólo no fue difundido al público en aquel momento, sino que continúa sin difundirse, como muchos otros avances que iremos viendo. Por suerte, gracias a internet como principal herramienta al servicio de todos podemos compartir esta vital información.
  El Dr. Warburg fue uno de los grandes científicos de la época, pionero en introducir las disciplinas de la física y química en la medicina, pues en esta época ambas disciplinas estaban orientadas al mundo inorgánico. Uno de sus grandes logros fue demostrar que las células utilizan oxígeno. Precisamente el Premio Nobel de 1931 le fue concedido por sus investigaciones en la respiración celular. 

   Este nuevo avance sobre el funcionamiento metabólico del cáncer permitió abrir y desarrollar una táctica nueva en la lucha y prevención no sólo del cáncer sino de muchas enfermedades. Las investigaciones de Warburg abrieron el camino a la comprensión de los procesos orgánicos a nivel bioquímico, al igual que otros investigadores señalaron posteriormente. Dedujo que subcarencias de micronutrientes y elementos específicos como la vitamina B y el hierro podían desatar el cáncer. Hoy sabemos que hay más causas implicadas, pero lo singular de la fórmula de Warburg reside en proponer reforzar la dieta con micronutrientes específicos de los alimentos para prevenir el cáncer. Al final de su vida consideró que había micronutrientes responsables de desequilibrios que podían causar el cáncer, poniendo verdadero énfasis en los alimentos que ingerimos. 




   Sin darse cuenta estaba abriendo las puertas de un universo nuevo en el conocimiento de las enfermedades y en el modo de curar, un nuevo concepto de medicina, porque buscaba las causas reales y no disimular síntomas, buscaba la curación a nivel celular porque es aquí donde surge la enfermedad. 

   Hallar las causas del desorden y un modo de restaurar el equilibrio/salud mediante una correcta ingestión de “micronutrientes” que necesitan las células. El organismo necesita siempre micronutrientes para su correcto funcionamiento, para que se compensen los desequilibrios. Por esto puede considerarse al Dr. Warburg como un precursor de la futura nutrición ortomolecular que crearía más tarde Linus Pauling. En efecto, la pretensión de curar el cáncer mediante una corrección molecular significa una vía de desarrollo muy prometedora en la lucha contra el cáncer, hoy ya está siendo aplicada con éxito. 

   Lo que debe preguntarse el lector es por qué no sabe nada de esto: porque es barato, natural y acaba colocando a la Naturaleza como principal fuente proveedora inagotable (hay miles de sustancias beneficiosas y muchas más por descubrir). Estas sustancias naturales -micronutrientes- son mucho más eficaces, libres y seguras que los fármacos de alta toxicidad (sintéticos), patentados y que son ya la cuarta causa de muerte por efectos secundarios en los países avanzados.

  Es preciso destacar que el mérito de Warburg en lo que refiere al modo de tratar una enfermedad sigue siendo, casi un siglo después, silenciado por la medicina convencional. Aunque muchos médicos están admitiendo los beneficios de utilizar sustancias naturales mucho más eficaces y seguras que los fármacos sintéticos, para la mayoría la dependencia o vínculos con una de las industrias más poderosas de la Tierra, les hace vulnerables al hecho de reconocer que el actual camino de la medicina actual farmacológica y las terapias de impacto o intoxicación masiva en la lucha contra el cáncer son un fraude a pesar de ser vendidas como un éxito. La casi totalidad de las investigaciones financiadas y anunciadas por las farmacéuticas como avances han sido imposibles de replicar, lo que significa que no hay interés alguno por buscar nuevos caminos más precisos, eficaces e incluso más baratos, no hay interés por remover la obsoleta pero fructífera industria del cáncer. 





  Las conclusiones expuestas en su obra "Metabolismo de los tumores" apuntan a un hecho obvio: que la dieta basada en alimentos procesados (industrializados) acidifica en alto grado el organismo, lo debilita y enferma. Y todo empeora más si sumamos la falta de ejercicio. 


  La clave de su descubrimiento reside en el estudio celular, confirmó que las células sufren graves alteraciones cuando varía su PH natural (ligeramente alcalino). Los alimentos procesados (industriales, hoy día más desnaturalizados que nunca y repletos de aditivos, decenas de miles circulan sin control alguno, no da tiempo a probarlos para eso está el consumidor cobaya), lo habitual es que creen en el organismo un entorno de acidez que enferma a las células porque la acidez expulsa el oxígeno. En esencia, en la salud celular las sustancias ácidas rechazan el oxígeno y las sustancias alcalinas atraen el oxígeno.




"Todas las células normales tienen un requisito absoluto para el oxígeno, pero las células cancerosas pueden vivir sin oxígeno, una regla sin excepción..."

   De este modo Otto Warburg demostró que todas las formas de cáncer tienen 2 características fundamentales: 
  1. La acidosis.
  2. La hipoxia (falta de oxígeno).



   También descubrió que las células cancerosas son anaerobias (no respiran oxígeno) y NO PUEDEN sobrevivir en presencia de altos niveles de oxígeno. En cambio, sobreviven gracias a la GLUCOSA siempre y cuando el entorno este libre de oxígeno.

  Mientras las células sanas viven en entorno alcalino y oxigenado que les permite un normal funcionamiento, las células cancerosas viven en un entorno muy ácido y carente de oxígeno.

  Las revelaciones siguen siendo fascinantes, en el estudio también halló que las células cancerosas no respiran oxígeno y no pueden soportar la presencia de altos niveles de oxígeno. Las células cancerosas sobreviven gracias a la glucosa (siempre y cuando el entorno esté libre de oxígeno). Esto significaría que el cáncer no sería más que un mecanismo de defensa que tienen ciertas células del organismo para continuar sobreviviendo en un entorno ácido y carente de oxígeno.





  Sin duda el descubrimiento de Warburg advertía sobre el mal camino que la industria agroalimentaria ha seguido, y hasta qué punto desastroso para las sociedades industrializadas. El resultado ha sido, como el cumplimiento de la peor profecía, una auténtica epidemia de enfermedades, teniendo entre las más importantes las cardiovasculares y el cáncer, que nunca antes habían supuesto una plaga para la Humanidad. Es interesante señalar que décadas antes otro premio Nobel de medicina, el Dr. Elías Metschnikkof (1845-1916) en referencia a los cambios radicales en la forma de alimentación, al empleo de las primeras latas de hojalata y al desarrollo de métodos de envasado a gran escala a lo largo del siglo XIX, reconocía que el verdadero progreso consistiría en rechazar esta incipiente cocina moderna y en volver a las comidas simples de nuestros antepasados. Es decir, recomendaba la vuelta de los crudos y la frescura de los alimentos, pues los alimentos refinados (industriales) alteran seriamente los órganos de la digestión y de la secreción. Un sabio consejo que hoy brilla por su validez.

  Ahora veamos la situación en los años 60 del siglo XX, treinta años después del descubrimiento deliberadamente ignorado de Otto Warburg. Sobre el descenso de calidad de la comida, una degradación que podemos valorar como dramática. Cada generación no puede advertir este empeoramiento porque es un proceso que vive cada persona que asume el tiempo que le ha tocado vivir, pero la evolución en lo que respecta a la calidad de los alimentos hasta hoy día (año 2012) es una situación dramática: déficit de nutrientes, exceso de tóxicos, mientras las multinacionales campan a sus anchas, imponen sus leyes y recompensan a nuestros políticos que miran a otro lado y se despreocupan de la salud de la población.

"...una gran parte de la tecnología es responsable de que la gente viva menos bien que antes. Piense en las cosas que nos vemos forzados a comer en los tiempos presentes (se refiere a mediados del siglo XX, hoy es muchísimo peor). Pollos criados en serie por ejemplo; o carne de ternera estabulada producida en granjas-factorías; y aun la cerveza y el vino elaborados según los últimos métodos de produccion masiva: todas esas cosas merman la vida. La calidad de los alimentos que la gente come o bebe en Italia o Inglaterra e incluso en Francia desciende cada año; no digamos en los Estados Unidos, donde la comida ha llegado a ser nauseabunda".MAURICE CRANSTON (1920-1993).  

  No por casualidad, el Dr. Linus Pauling (1901-1994), una eminencia en el campo de la bioquímica que se convertiría en uno de los genios científicos del siglo XX, llegó a la misma conclusión que atribuye un déficit de nutrientes en los alimentos industrializados como un factor determinante en la causa de las enfermedades. De esta manera, el Dr. Linus Pauling sentaría las bases de una nueva medicina que recupera la famosa sentencia hipocrática "que el alimento sea tu medicina", y así nació la nutrición ortomolecular, donde se valora como factor de primer orden el potencial de los micronutrientes específicos existentes en los alimentos (vitaminas, minerales, aminoácidos) a la hora de prevenir e incluso curar las enfermedades, como lleva haciendo estas últimas décadas la medicina celular con incontestables éxitos.





   Resumiendo, para el Dr. O.H. Warburg, el cáncer sería una forma de superviviencia celular porque la persona ha “asfixiado” (dejado sin suficiente oxígeno) a sus células durante demasiado tiempo. Esto se produce por déficit de ciertos micronutrientes entre otras causas. Estas conclusiones de Warburg siguen vigentes a grandes rasgos en la actualidad para la época en que se realizaron. 

   No obstante podemos añadir que la oxigenación celular no sólo depende de un aire y agua limpios, una buena alimentación (sin aditivos, lo más fresca y menos procesada posible), pero exige además conocimiento de nutrición avanzada, que es todo lo contrario a lo que nos marca la propaganda o la medicina convencional, que ni siquiera concede la importancia vital que merece la nutrición, sino que también depende del ejercicio y las emociones. Recordemos la conclusión "estilo de vida antifisiológico". No hace falta estar "matándose" con intensas sesiones de ejercicio duro, simplemente mantener una frecuente y moderada actividad deportiva, sudar un poco contribuye a la oxigenación celular y elimina toxinas ayudando a los sobrecargados y principales órganos depuradores (hígado, riñones). Recordemos la expresión "el ejercicio tonifica", en todos los sentidos. La moderación y la constancia son más valiosos y eficaces que el exceso y la irregularidad. 

   El estado mental, la actitud ante la vida, o la propia vida espiritual contribuye también en gran medida a un equilibrio celular. Nuestras células son también sensibles y funcionan peor, no reciben oxígeno cuando estamos ofuscados o deprimidos, en permanente estado de alteración por los problemas o insatisfacciones reprimidas y el ritmo frenético cotidiano.

   Por último, la exposición a campos electromagnéticos ya no es hipotética, desde 1973 la OMS sabía que los campos elctromagnéticos tienen efectos nocivos sobre los seres vivos con multitud de efectos biológicos, la exposición crónica merma el sistema inmunitario. A día de hoy sus efectos están claramente establecidos como demuestran las numerosas resoluciones, declaraciones, llamamientos y manifiestos de comités científicos y médicos que advierten que estamos ante un grave problema de salud pública y que no se está aplicando el Principio de Precaución como señala también el informe del grupo de trabajo internacional Bioinitiative (2007/2012) que réune más de 1800 estudios. 




   La radiación, al ser crónica y acumulativa, penetra en todas las personas expuestas a dispositivos wifi, móviles, telefónos inalámbricos entre otros, e interrumpe el correcto funcionamiento biofísico. Si se perpetua esta agresión crónica, la propia individualidad y predisposición de cada persona generará problemas específicos, siendo los más vulnerables los niños, mujeres embarazadas, ancianos y personas con problemas cardíacos. Varios países en todo el mundo han tomado sus propias medidas de cautela, especialmente la sustitución del wifi por sistemas con cable en los colegios, bibliotecas, hospitales. El Consejo de Europa emitió la Resolución 1815 (año 2011) que está siendo aplicada por los estados miembros más responsables. No es la primera vez que compañías, en este caso la industria inalámbrica, sesgan estudios y promueven los diseñados para bloquear y anular el avance de la ciencia médica. De hecho, no hace mucho, en décadas pasadas aquellos médicos y científicos que señalaban los riesgos del tabaco eran tachados de conspiranoicos y sus estudios eran desacreditados. Todavía puede verse en google images haciendo una sencilla búsqueda (anuncios tabaco), veremos aparecer miles de médicos, enfermeras, científicos destacando y avalando las virtudes del tabaco para la salud. Tengamos cuidado porque vivimos en una época donde la industria ha usurpado a la ciencia en gran medida.


   Resumiendo:

  • Células sanas viven en un entorno alcalino, y oxigenado, lo cual permite su normal funcionamiento
  • Células cancerosas viven en un ambiente extremadamente ácido y carente de oxígeno



   Una vez finalizado el proceso de la digestión, los alimentos de acuerdo a la calidad de las proteínas, hidratos de carbono, grasas, minerales y vitaminas que otorgan, generarán una condición de acidez o alcalinidad al organismo (concretamente la acidez o alcalinidad se mide en la sangre).

   El resultado acidificante o alcalinizante se mide a través de una escala llamada PH, cuyos valores se encuentran en un rango de 0 a 14, siendo el PH 7 un PH neutro.

   Es importante saber cómo afectan a la salud los alimentos ácidos y alcalinos, ya que para que las células funcionen de forma correcta y adecuada su PH debe ser ligeramente alcalino. En una persona sana el PH de la sangre se encuentra entre 7,40 y 7,45. Tener en cuenta que si el PH sanguíneo, cayera por debajo de 7, entraríamos en un estado de coma próximo a la muerte.


Analizando la alimentación promedio


Alimentos que acidifican el organismo (es decir, los peores alimentos)
  • Azúcar refinada y todos sus productos (el peor de todos: no tiene ni proteínas, ni grasas, ni minerales, ni vitaminas, sólo hidratos de carbono refinados que estresan al páncreas. Su PH es de 2,1, o sea altamente acidificante)
  • Carnes (todas)
  • Leche de vaca y todos sus derivados
  • Sal refinada
  • Harina refinada y todos sus derivados (pastas, galletitas, etc.)
  • Productos de panadería (la mayoría contienen grasas saturadas, margarina, sal, azúcar y conservantes)
  • Margarinas
  • Gaseosas
  • Cafeína
  • Alcohol
  • Tabaco
  • Medicinas
  • Cualquier alimento cocinado (la cocción elimina el oxígeno y lo trasforma en ácido) inclusive las verduras cocinadas.
  • Todo lo que contenga conservantes, colorantes, aromatizantes, estabilizantes, etc.


   En fin: todos los alimentos envasados.

   Constantemente la sangre se encuentra autorregulándose para no caer en acidez metabólica, de esta forma garantiza el buen funcionamiento celular, optimizando el metabolismo. El organismo debería obtener de los alimentos las bases (minerales) para neutralizar la acidez de la sangre de la metabolización, pero todos los alimentos ya citados, aportan muy poco, y en contrapartida desmineralizan el organismo (sobre todo los alimentos refinados)


Alimentos Alcalinizantes (…es decir, los que nos hacen bien)
  • Todas las verduras crudas (algunas son ácidas pero dentro del organismo tienen reacción alcalinizante, otras son levemente acidificantes pero consigo traen las bases necesarias para su correcto equilibrio) y crudas aportan oxígeno, cocidas no.
  • Frutas, igual que las verduras. Pero por ejemplo el limón tiene un PH aproximado de 2.2, pero dentro del organismo tiene un efecto altamente alcalinizante (quizás el más poderoso de todos). Las frutas aportan saludables cantidades de oxígeno.
  • Semillas: aparte de todos sus beneficios, son altamente alcalinizantes, como por ejemplo las almendras.
  • Cereales integrales: El único cereal integral alcalinizante es el mijo, todos los demás son ligeramente acidificantes ¡pero muy saludables! Todos deben consumirse cocidos.
  • La miel es altamente alcalinizante.
  • La clorofila de las plantas (de cualquier planta) es altamente alcalinizante (sobre todo el áloe vera).


   El agua es importantísima para el aporte de oxigeno. “La deshidratación crónica es el estresante principal del cuerpo y la raíz de la mayor parte de las enfermedades degenerativas” afirma el Dr. Feydoon Batmanghelidj.

   El ejercicio oxigena todo tu organismo, el sedentarismo lo desgasta.

   El Doctor George W. Crile, de Cleveland, uno de los cirujanos más importantes del mundo declara abiertamente:
"Todas las muertes mal llamadas naturales no son más que el punto terminal de una saturación de ácidos en el organismo".



   Con base en lo anterior, es totalmente imposible que el cáncer prolifere en una persona que libere su cuerpo de la acidez, que se nutra con alimentos que produzcan reacciones metabólicas alcalinas y aumente el consumo del agua pura; y que, a su vez, evite los alimentos que originan dicha acidez, y se cuide de los elementos tóxicos.


   El cáncer no se contagia ni se hereda… lo que se hereda son las costumbres alimenticias, ambientales y de vida que lo producen.


   Mencken escribió:

“La lucha de la vida es en contra de la retención de ácido. El envejecimiento, la falta de energía, el mal genio y los dolores de cabeza, enfermedades del corazón, alergias, eczemas, urticaria, asma, cálculos y arteriosclerosis no son más que la acumulación de ácidos.”

   El Dr. Theodore A. Baroody dice en su libro “Alkalize or Die” (alcalinízate o muere):

“En realidad no importan las muchas enfermedades diferentes existentes. Lo que sí importa es que todas provienen de la misma causa básica… ¡muchos desechos ácidos en el cuerpo!”.

   El Dr. Robert O. Young dice:

“El exceso de acidificación en el organismo es la causa de todas las enfermedades degenerativas. Cuando se rompe el equilibrio y el organismo comienza a producir y almacenar más acidez y desechos tóxicos de los que puede eliminar, entonces se manifiestan diversas dolencias.”


¿Y la quimioterapia?


   No vamos a entrar en detalles, solamente me voy a limitar a señalar lo obvio:

   La quimioterapia acidifica el organismo hasta tal extremo, que éste debe recurrir a las reservas alcalinas de forma inmediata para neutralizar tanta acidez, sacrificando las bases minerales (calcio, magnesio, potasio) depositadas en huesos, dientes, articulaciones, uñas y cabellos. Es por ese motivo que se observa semejante degradación en las personas que reciben este tratamiento, y entre tantas otras cosas, se les cae a gran velocidad el cabello.

   Para el organismo no significa nada quedarse sin cabello, pero un PH ácido significaría la muerte.




¿En necesario decir que esto no se da a conocer porque la industria del cáncer y la quimioterapia son uno de los negocios multimillonarios que existen hoy en día?
¿En necesario decir que la industria farmacéutica y la industria alimenticia son una sola entidad?


____________________________________________________________________________________________

FUENTES:



¿Está usted listo espiritualmente? ¿Lo está su familia? ¿Está usted protegiendo adecuadamente a sus seres queridos? Esta es la razón de este ministerio, permitirle a usted primero entender el peligro que enfrenta, y luego ayudarle a desarrollar estrategias para advertir y  proteger a sus seres queridos. 
Si usted ha aceptado a Yahshua ha'Mashiaj como su Salvador personal, pero ha sido muy tibio en su caminar espiritual con Él, necesita pedirle inmediatamente perdón y renovación. Él lo perdonará y llenará su corazón con el gozo del Espíritu Santo. Entonces, necesitará reiniciar un caminar diario de oración y estudio personal de la Biblia. 
Si usted nunca ha aceptado a Yahshua ha'Mashiaj como su Salvador, pero ha comprendido Su realidad y el Fin de los Tiempos que se acerca, y quiere aceptar Su regalo GRATIS de la Vida Eterna, usted puede hacerlo ahora, en la privacidad de su hogar. Una vez lo acepte como Salvador, usted habrá Nacido de Nuevo, y tendrá el Cielo tan seguro como si ya estuviera allí. Entonces, podrá descansar seguro de que el Reino del Anticristo no lo tocará espiritualmente. 
Si a usted le gustaría Nacer de Nuevo, vaya ahora a nuestra Página de Salvación
Esperamos que haya sido bendecido por este ministerio, que busca educar y advertir a las personas, de modo que puedan ver el Nuevo Orden Mundial que está por llegar (el Reino del Anticristo) en sus  noticias diarias. 

...........................................................................................................
Publicado por: Anunciadora de Sión
SÍGUENOS EN EL FACEBOOK: DESPIERTA TÚ QUE DUERMES
JUNTE-SE A NÓS NO FACEBOOK: DESPERTA, Ó TU QUE DORMES
PARTICIPA DE NUESTRO GRUPO EN FACE: CON LOS 2 OJOS BIEN ABIERTOS
PARTICIPA DE NUESTRA COMUNIDAD EN GOOGLE+: CON LOS 2 OJOS BIEN ABIERTOS
VISUALIZA NUESTROS CANALES DE YOUTUBE: ANUNCIADORA DE SIÓN - DESPIERTA TÚ QUE DUERMES
..........................................................................................................




5 comentarios:

  1. Excelente articulo, en lo que respecta al origen/causal de la enfermedad CANCER.

    Con respecto a alcalinizacion-acidificacion que producen los alimentos en nuestro cuerpo, dejo este articulo que me pareció lo mas sensato que he encontrado en la web: http://www.fitnessrevolucionario.com/2013/09/22/mitos-sobre-las-dietas-alcalinas/

    Proteína animal y cáncer
    La otra cantinela que repiten constantemente los promotores de la dieta alcalina es que un entorno ácido favorece el desarrollo del cáncer, y se basan en la observación de que el cáncer se desarrolla con más rapidez en entornos ácidos (estudio).
    Se confunde sin embargo la causa y el efecto. Es el cáncer lo que genera un entorno ácido a su alrededor, y no al revés. De hecho, para que la teoría fuera válida, la dieta debería alterar permanentemente el pH de la sangre o los tejidos del cuerpo, que como hemos comentado, no ocurre.
    Múltiples factores contribuyen a la aparición del cáncer, pero cada vez hay más evidencia de que los desajustes metabólicos están en la raíz de muchos de estos factores. Esta teoría no es nueva, y fue ya anunciada por Otto Warburg (premio Nobel en medicina) en 1924.
    El descubrimiento del ADN, y secuenciación posterior del genoma humano, nos llevó durante décadas a olvidar la teoría del cáncer como enfermedad metabólica y perseguir ciegamente la idea del cáncer como enfermedad genética, producida por ciertas mutaciones todavía sin explicación.
    De momento hemos tenido pocos avances prácticos en esta segunda línea. Podemos ‘medir’ con precisión el riesgo de que Angelina Jolie contraiga cáncer (84%), pero no podemos hacer nada al respecto (salvo extirparle los senos).
    El cáncer genera ácido, pero se alimenta (con hambre voraz) de glucosa. Una característica común de casi todos los tipos de cáncer es el mal funcionamiento de las mitocondrias (las ‘plantas generadoras de energía’) de las células cancerígenas, lo que las obliga a consumir mucha más glucosa que las células sanas. Dietas ricas en carbohidratos (como la recomendada por la terrible pirámide alimenticia oficial) contribuyen al desarrollo de problemas metabólicos y por tanto al cáncer.
    Este estudio confirma que los niveles de glucosa en sangre están ligados a varios tipos de cáncer. También sabemos que los diabéticos tipo II tienen mayor probabilidad de desarrollar esta enfermedad, y que tratamientos como la metformina, que disminuyen el nivel de azúcar en sangre, reducen las probabilidades (estudio).
    Alimentos de los que abusamos hoy día, como el azúcar, son uno de los principales culpables de los desajustes metabólicos (precursores de cáncer) de la sociedad moderna, y curiosamente el azúcar no es ácido, es neutral. A favor de la dieta alcalina debo decir que desincentiva el consumo de productos procesados y azúcar, a pesar de que no concuerda con el principio de su teoría (ácido=malo, alcalino=bueno).
    Por otra parte, sabemos que algunos tipos de tumores responden muy bien a dietas que minimizan la producción de glucosa (dieta cetogénica), que por naturaleza son ácidas (estudio, estudio).
    En resumen, tenemos muchas evidencias que asocian diferentes factores de la dieta con el cáncer, pero ninguno relacionado con el nivel de alcalinidad o acidez de los alimentos que consumimos.

    http://www.fitnessrevolucionario.com/2013/09/22/mitos-sobre-las-dietas-alcalinas/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. EXACTO, EXCELENTE COMENTARIO
      El cáncer NO EXISTE. Es simplemente un estado ácido del cuerpo, no "algo que me agarra" como mucha gente piensa. Si tenés una dieta equilibrada, vas a estar bien. Tampoco se trata de ALCALINIZAR A FULL o te vas al otro extremo. Sin embargo, CUALQUIER PERSONA EN ESTE SISTEMA HOY DEBE COMENZAR CON UNA DIETA ALCALINIZADORA CASI A FULL, PORQUE SU NIVEL DE ACIDIFICACIÓN TAMBIÉN ESTÁ A FULL. Una vez encontrado el equilibrio, MANTENERLO.
      Algo que cuesta que la gente entienda con respecto a cualquier cosa, lamentablemente.

      Eliminar

Antes de dejar su comentario, entiendan: ESTA PÁGINA NO ES PARA DEBATES. Pueden no estar de acuerdo con lo que aquí se publica y expresarlo correctamente, en cuyo caso el comentario será publicado, o manifestarse agresivamente como la mayoría hace, EN CUYO CASO NO SERÁ PUBLICADO. Ofertas pro-Illuminati son denunciadas como SPAM.